Envío Gratis desde $120.000 COP

¿Por qué leche de fórmula en lugar de leche de vaca?

¿Por qué leche de fórmula en lugar de leche de vaca?

¿Por qué leche de fórmula en lugar de leche de vaca?

Muchos padres preguntan por qué no pueden alimentar a su bebé con leche de vaca regular...

La respuesta es simple: los pequeños no pueden digerir la leche de vaca fácilmente como digieren la fórmula.

Además, la leche de vaca contiene altas concentraciones de proteínas y minerales, que pueden estresar los riñones inmaduros de un recién nacido y causar enfermedades graves en momentos de estrés por calor, fiebre o diarrea.

Por otra parte, la leche de vaca carece de las cantidades adecuadas de hierro, vitamina C y otros nutrientes que los bebés necesitan. Incluso puede causar anemia por deficiencia de hierro en algunos bebés, ya que la proteína de la leche de vaca puede irritar el revestimiento del estómago y el intestino, lo que provoca la pérdida de sangre en las heces. La leche de vaca tampoco contiene los tipos de grasa más saludables para los bebés en crecimiento. Por estas razones, su bebé no debe recibir leche de vaca normal durante los primeros doce meses de vida.

Si su bebé ya tiene más de un año, tenga en cuenta que en la etapa de 1 año a 3 años los niños tienen un crecimiento lento pero constante. En estas edades, se experimentan cambios en la dieta, especialmente en lo que se refiere a consumo de ciertos tipos de grasas y de vitaminas, puesto que ayudan a prevenir algunas enfermedades y a que crezcan sanos y fuertes.

Ana María Roca Ruíz, Médico - Máster en nutrición, asegura que a estas edades los niños necesitan 500 mg de calcio cada día para formar sus huesos y dientes. Por lo mismo, sostiene que la leche es el alimento básico en los niños entre 1 y 3 años, ya que las necesidades de calcio son muy elevadas y la leche es la principal fuente de calcio de la dieta diaria.

La doctora Roca, sugiere que para esta edad las leches de continuación y crecimiento son mejor alternativa que la leche de vaca, ya que ésta tiene gran cantidad de proteínas. Tenga en cuenta que se debe consumir de 3 a 4 raciones diarias (500-700 ml). 

Sea consciente sobre la importancia de sentar las bases de una alimentación adecuada desde esta edad, debido a que el cuerpo del bebé crece y se desarrolla más en los 3 primeros años de vida.

Dejar un comentario

Loading...